¿Cómo se desarrolla un conflicto entre grupos?

La teoría realista del conflicto plantea que el conflicto es el resultado del interés de cada individuo por conseguir trabajo, tierra, poder u otros recursos (Jackson 1993). Un estudio clásico que ilustra esta teoría es el del campamento de jóvenes realizado por Sherif en EE.UU en 1966. Durante el mismo, jóvenes sin historial de conflicto integraron un campamento y rápidamente fueron divididos en dos grupos, se desarrollaron actividades competitivas y empezaron a darse comportamientos extremos hacia miembros del grupo contrario. Por último, ambos grupos debieron colaborar para alcanzar un objetivo beneficioso para ambos y, a pesar de la rivalidad, lo hicieron. El estudio muestra cómo se forma un grupo y una cultura de grupo, cómo el conflicto surge por la competencia y lleva a la agresividad y como esa hostilidad puede tornarse en cooperación si el objetivo es beneficioso para ambos grupos.

Por otro lado, la teoría de la privación relativa explica el surgimiento del conflicto entre grupos por el descontento causado por la creencia del individuo que, comparándose con otras personas, piensa que tiene menos de lo que merece. Sería ese sentimiento de descontento, de no tener algo que se merece y es alcanzable, lo que llevaría a la aparición del conflicto.

Advertisements

Las relaciones intergrupales

El primer sociólogo que intentó explicar el comportamiento de los individuos en una multitud fue el francés Gustav Le Bon (1896). Le Bon asoció tres rasgos a la multitud:

  • Anonimato: el individuo en una multitud deviene anónimo y se siente menos responsable de sus acciones.
  • Sugestibilidad: dado que las restricciones sociales de los individuos se relajan en una multitud, son más susceptibles de ser sugestionados.
  • Contagio: las acciones irracionales se contagian a otros miembros del grupo.

Para el francés esto ayudaba a explicar la agresividad en los grupos: un individuo relaja sus restricciones sociales, muestra un comportamiento agresivo que otros miembros del grupo siguen. Para Le Bon la multitud era una masa violenta, impulsiva, sugestiva y emocional a la que era necesario controlar y aprender a gestionar.

Sin embargo, sociólogos más modernos como Sherif (1936), Asch (1952) o Zimbardo (1969) sostienen que tanto los grupos sociales como las multitudes tienen características que no se pueden comprender estudiando a los individuos. Zimbardo desarrolló la teoría de la desindividuación, que ahonda en la idea de que las personas en un grupo grande se convierten en anónimas y sienten una reducción de las responsabilidades individuales.