Los grupos y los dilemas sociales

Un dilema social es una situación en la que si todos los individuos hacen elecciones egoístas, el resultado es el peor posible para todo el grupo y viceversa.

El dilema del recurso común: cada persona puede hacerse con tanto como quiera de ese recurso, pero si todos los integrantes del grupo lo hacen, el recurso se agotará. Es un dilema de actualidad puesto que todos los recursos del planeta (agua, tierra, petróleo…) son limitados.

El dilema del bien público: cada persona debe decidir con cuanto contribuirá a un fondo común que no existirá a menos que los integrantes del grupo contribuyan. Si un número de personas suficiente contribuye, el recurso estará disponible para todos, incluso para aquellos que no han contribuido. Pero, si no contribuyen suficientes personas, el fondo puede desaparecer por completo. Este es, por ejemplo, el caso de los bancos de sangre de donantes.

El dilema del prisionero: una situación que lleva a elegir a dos personas entre cooperar o competir. Normalmente en un grupo, una persona obtiene mejores resultados si compite con un socio si este socio coopera. Por ejemplo, dos ladrones son detenidos y separados. Si uno confiesa y el otro no, el que confiesa queda libre y al otro le condenan a 10 años, y viceversa. Si ninguno dice nada, ambos se enfrentaran a una pequeña pena de prisión. El dilema del prisionero describe una situación en la que la mejor solución para cada persona conlleva la peor solución para la otra y la mejor opción de una persona depende de la opción escogida por la otra.

Se puede influir en estos dilemas:

-regulando el uso de recursos.

-iniciando comunicaciones abiertas en el grupo.

-activando motivos altruistas entre los miembros del grupo.

-creando grupos pequeños y conectados.

-creando consecuencias para la competición.

Advertisements

Teorías sobre liderazgo de grupos

Hay tres teorías que intentan explicar qué determina que un líder sea bueno:

  1. Modelo de la gran persona: el líder cuenta con unos rasgos específicos de personalidad, como pueden ser inteligencia, extroversión o carisma.
  2. Líderes transaccionales y líderes transformacionales:los líderes transaccionales recompensan los comportamientos deseados y actúan cuando hay problemas. Los líderes transformacionales fomentan la confianza entre los miembros del grupo, trabajan la identificación de los miembros con el grupo, busca nuevas opciones para resolver problemas y generalmente obtiene mejores resultados que los líderes transaccionales porque consiguen construir una motivación intrínseca dentro del grupo.
  3. Modelo de contingencia: hay una coincidencia entre los rasgos característicos del líder y las exigencias de una situación determinada. Así, hay personas orientadas a la ejecución de una tarea que obtienen buenos resultados manteniendo a otros centrados en su trabajo, organizando proyectos y consiguiendo resultados, y hay personas orientadas a la gente, a la construcción de un buen ambiente de trabajo para facilitar el trabajo en grupo.

Procesos grupales que afectan a la toma de decisiones

Polarización grupal: las tendencias iniciales se van volviendo más extremas después de su discusión en grupo. Esto puede llevar a un grupo a tomar decisiones más arriesgadas que aquellas decididas por un individuo en solitario (se denomina “giro arriesgado”). También influyen en la polarización grupal la presentación durante la discusión de argumentos más persuasivos que los considerados inicialmente y que intensifican la opinión hacia el extremo.

Pensamiento grupal: es un estilo de toma de decisiones grupales caracterizado por una tendencia excesiva entre los miembros del grupo para obtener consenso y unanimidad en lugar de tomar la mejor decisión posible para el grupo. Los grupos en los que aparece se caracterizan por sobrestimar la moralidad e invulnerabilidad del grupo, ignorar opiniones diferentes y presionar para alcanzar la uniformidad.

Tanto la polarización como el pensamiento grupal pueden evitarse, por ejemplo,  fomentando las contribuciones de los miembros del grupo y formando los grupos de la manera más diversa posible.


Efectos del grupo en el individuo

Efecto de mera presencia y facilitación social: la teoría de la mera presencia sostiene que la presencia de otros nos da energía. La teoría de la facilitación social explica que las personas realizan mejor una tarea en presencia de otros que en solitario.  Otros investigadores creen sin embargo que desarrollamos una tarea mejor en grupo por aprensión a ser evaluados por otros. Otros incluso piensan que el desempeño puede ser menor en grupo puesto que nos encontramos ante el dilema de prestar atención a la tarea o a los otros individuos (teoría de la distracción).soloogrupo

En grupo podemos encontrarnos tentados a reducir nuestra contribución si no vamos a ser directamente responsables de nuestra actuación y otros trabajan en la misma tarea (teoría de la holgazanería social). Igualmente, puede darse el efecto contrario, denominado compensación social. La teoría del efecto colectivo explica que la motivación de las personas participantes depende de si piensan que su esfuerzo será identificado, si el esfuerzo individual marcará una diferencia para que el grupo alcance el éxito y si el resultado del esfuerzo será positivo.

Por último, la cohesión grupal, es decir, el espíritu de equipo y la solidaridad entre los miembros del grupo, influye en el desempeño de tareas del grupo. Grupos con alta cohesión obtienen mejores resultados que grupos menos cohesionados.


Día mundial de la salud mental

Cada 10 de octubre se celebra el día mundial de la salud mental. El tema de este año es la salud mental en el trabajo. Según la OMS, unos 300 millones de personas en el mundo sufren depresión, la principal causa de incapacidad en el mundo. Esta organización ha publicado una serie de prácticas para proteger y promover la salud mental en el lugar de trabajo:

  • “aplicar y hacer cumplir las políticas y prácticas de seguridad y protección de la salud, que permitan detectar el estrés patológico, las enfermedades y el consumo nocivo de sustancias psicoactivas, así como facilitar recursos para ello;
  • informar a los trabajadores de que pueden pedir ayuda;
  • promover la participación del personal en las decisiones, transmitir una sensación de control y de participación e implantar prácticas en la organización que promuevan un equilibrio saludable entre la vida laboral y personal;
  • ofrecer a los empleados programas de desarrollo profesional; y
  • reconocer y recompensar la contribución del personal”.

Si os interesa el tema, podéis encontrar más información en el siguiente enlace: OMS


Factores que influyen en la obediencia

En los años 60 se llevó a cabo el experimento Milgram en la Universidad de Yale. En el mismo el participante tenía el rol de profesor y un colaborador de los investigadores, el de alumno. El participante ignoraba que la otra persona en realidad colaboraba con los investigadores y debía castigar las respuestas erróneas de este “alumno” con descargas eléctricas. El 65% de los participantes llegaron a dar las descargas máximas, a pesar de las quejas de los alumnos que “recibían” las descargas. Con este experimento se determinó que los siguientes factores influyen en la obediencia:165797.jpg-c_300_300_x-f_jpg-q_x-xxyxx

Personales: las personas sumisas y no críticas con la moralidad de la autoridad obedecen más fácilmente.

Autoridad: percibida como autoridad legítima.

De procedimiento: presencia de la autoridad o necesidad de ejercer violencia física. En 1986 se realizó un estudio similar en la Universidad de Utrech centrado en la violencia psicológica y en este el 92% llegaron a la cota máxima, indicando que es más fácil obedecer órdenes que demandan violencia psicológica que aquellas que exigen violencia física.

Si quieres indagar más sobre el experimento Milgram de forma amena, en 2015 se estrenó una película sobre el tema (ver imagen).


Factores que llevan a la conformidad y su aplicación en negociaciones

  1. Reciprocidad: es el intercambio mutuo entre dos personas. Es universal y se aplica a la mayoría de los comportamientos sociales. Es la razón por la cual si estás de acuerdo con una persona en un tema hay más posibilidades de que esa persona esté de acuerdo con uno mismo en otro tema más tarde. Es la base de las técnicas de influencia “la puerta en la cara” y “eso no es todo”.
    • La técnica de “la puerta en la cara” consiste en formular una petición exagerada para seguidamente formular una más pequeña y razonable a la cual la otra persona se conforme.
    • Con la técnica “eso no es todo” también se empieza con una petición exagerada, para a continuación hacerla decrecer en tamaño aparente ofreciendo descuentos y/o compensaciones.
  2. Consistencia y compromiso: una vez nos comprometemos a realizar un comportamiento, continuamos con él mismo para ser consistentes. Es la base de las técnicas “el pie en la puerta” y la subestimación.
    • La técnica del “el pie en la puerta” consiste en realizar una petición pequeña para, al conseguirla, realizar otra mayor. La persona para mantener la consistencia probablemente consentirá.
    • Con la subestimación se realiza una petición que al ser concedida se incrementa revelando peticiones accesorias. Es una técnica utilizada al vender bienes de base que se encarecen con complementos.
  3. Escasez: la oportunidad de actuar está limitada en el tiempo y en el número de veces. Es la base de las rebajas y de las ofertas tipo “solo nos quedan dos unidades”.